El afamado pianista, Roberto Bravo, se presentó este 10 octubre en el Centro Cultural de Colina, motivo de un concierto íntimo, organizado por la Universidad Tecnológica Metropolitana de la mano de la Corporación de Educación de Colina, para jóvenes estudiantes de la comuna con el fin de acercarlos más a la música y a su proceso creativo.

El Maestro Bravo inició su presentación con obras de Johann Sebastian Bach, recomendando a los escolares utilizar su música para drenar penas o hacer la transición en los momentos oscuros de la vida, y continuó con los tangos de Astor Piazzolla entre ellos “Libertango”.

Corporacion de Arte y Cultura de Colina

“Se portaron maravilloso los chicos, muy buena atmósfera, la energía fluyó muy bien”, expresó el pianista quien también se encargó de llevar al público por un paseo musical que incluyó las composiciones orientales de Yiruma, Ryuchi Sakamoto y Joe Hisaishi.

Roberto Bravo, aprovechó la oportunidad para dar pie a una ronda de preguntas y respuestas con los estudiantes en donde pudo aconsejarlos sobre cómo desarrollar una carrera en la música y aprovechar su talento. “La base de un músico sigue siendo la práctica constante y tener como meta lo que yo siempre he dicho: la felicidad consiste en un día bien estudiado”, afirmó el maestro quien buscó resaltar que ” la música trae consuelo, fuerza y esperanza (…) la música buena es una sola (…) y es importante escuchar música de todo tipo y variada”.

Al cerrar el espectáculo, el Maestro dejó el escenario con la promesa de volver a Colina en el verano.